El párroco de Lugones se plantea poner cámaras de seguridad en la iglesia de San Félix

Publicado el 29/09/2016
El tapin El párroco de Lugones se plantea poner cámaras de seguridad en la iglesia de San Félix

El párroco de Lugones, Joaquín Manuel Serrano, y su consejo parroquial están valorando la idea de colocar cámaras de vigilancia en el interior y exterior de la iglesia parroquial de San Félix, todo depende del presupuesto con el que cuenten este año. “Contemplamos está idea porque sufrimos robos pequeños a menudo. En poco tiempo han llegado a robar cuatro veces la hucha que guardo en mi despacho con las monedas que sobran, que son la propina de los monaguillos, además de llevarse varias veces el dinero de los lampadarios rompiendo la cerradura”, recordó. El robo de mayor consideración fue cuando se llevaron el bolso de la sacristana con 400 euros, que fue parte del dinero que se sacó de la lotería de Navidad.

“Son robos de pequeñas cuantía  como 12, 15 o 50 euros, pero nos produce una gran indignación y frustración, porque los daños que causan como en los lampadarios cuestan más que lo que se llevan. Todos sabemos quiénes son los ladrones, pero como no les va a pasar nada, porque son robos de pequeña cantidad decidimos no denunciar, porque tendríamos que estar todas las mañanas en la comisaria”, comentó Serrano.

El sacerdote aseguró que el objetivo de colocar las cámaras es que disuada a los ladrones y les permitan identificarlos, tanto en la zona exterior del templo como en la exterior en la que se produce un vandalismo reiterado con la rotura de los cristales del cabildo, de los canalones y pintadas en las fachadas. “Entendemos que la policía tiene cosas más importantes que investigar, pero los ladrones con estos robos que suponen una minucia causan daño, indignación y resignación entre los feligreses y nosotros”, destacó.

En cuanto a la iglesia de Viella, el cura reconoció que por dos veces se encontró a la entrada una gallina degollada y vísceras, “esto sólo ocasiones problemas al servicio de la limpieza porque manchan la calle, son acciones de personas descerebradas que quieren causar algún daño”, concluyó.