Somos Siero denuncia la falta de organización de la empresa de ayuda a domicilio y la falta de respaldo del Ayuntamiento hacía los usuarios

"Que el servicio funcione bien para los que realmente lo necesitan que son los usuarios"

Publicado el 12/05/2017
El tapin Somos Siero denuncia la falta de organización de la empresa de ayuda a domicilio y la falta de respaldo del Ayuntamiento hacía los usuarios

El portavoz de Somos Siero, Javier Pintado, el concejal, David Fernández, y varios familiares de los usuarios del servicio a domicilio denuncian las condiciones laborares de las auxiliares que ofrecen este servicio, además de la falta de organización de la empresa que lo ofrece. Pintado aseguró que el Ayuntamiento de Siero trata de echar balones fuera aconsejando a los usuarios que presenten sus quejas directamente a la empresa. “Esta es una problemática global que se da en todo el concejo”, apuntó.

Una de las familiares de un usuario, Manoli, explicó que ven irregularidades con las auxiliares y en la empresa, “se pasan la pelota del Ayuntamiento a la empresa y viceversa, hay auxiliares y los propios usuarios que no sabemos muy bien que tienen que hacer en cada domicilio y se convierte en un descontrol. Lo que pedimos es que se aclaré bien lo que las auxiliares pueden o no pueden hacer y que ante un problema no se pasen la pelota. Que el servicio funcione bien para los que realmente lo necesitan que son los usuarios”, destacó.

 Otra de las quejas es la falta de organización que existe a la hora de mandar a un auxiliar con cambios de horarios sin avisar y cambio de auxiliar sobre todo los fines de semana. Una de las usuarias se queja de que por su casa en un mes pasaron 20 auxiliares, “pedimos que se organicé de otra manera, que se vuelva a las cuadrillas de tres o cuatro personas que pueda controlar el enfermo, porque son personas mayores que tienen su rutina y que si no conocen a la persona se ponen nerviosas”, apuntaron.

Los afectados han creado un grupo en Facebook para tener noticias del resto de personas que sufren estos problemas con la empresa. Esta empresa lleva 12 meses ofreciendo el servicio, pero el pasado mes fue renovado el contrato, “nosotros ya éramos conocedores de estos problemas, pero el Ayuntamiento decidió renovar el contrato por otro año más y se nos negó el acceso a toda la información”, denunció Pintado.