Somos Siero exige al PSOE que cumpla las ordenanzas

Somos Siero avisó al equipo de gobierno del incumplimiento de la ordenanza de Defensa y Protección Animal el pasado día 6 y días después aún no se ha tomado ningún tipo de medida.

Publicado el 10/02/2017

La aprobación de la Ordenanza para la tenencia, defensa y protección de los animales de compañía o domésticos fue una apuesta de Somos Siero que cristalizó en una aprobación plenaria con el respaldo de la gran mayoría de grupos municipales. Sin embargo, apenas 9 meses después el PSOE de Siero ha decidido ignorarla y no actuar como le corresponde.

El día 30 de enero el Ayuntamiento ya tenía conocimiento de una situación de maltrato animal sin que se llevase a cabo ninguna actuación. El día 6 de febrero Somos Siero comunicó al equipo de gobierno de este flagrante incumplimiento de la normativa en sus artículos:

Art. 4.2 “Todo animal debe ser mantenido por la persona propietaria en condiciones compatibles con las higiénico-sanitarias, de bienestar y de seguridad para el animal, de acuerdo con las necesidades propias de su especie (…) estando obligado a proporcionarle la alimentación suficiente (…) asistencia veterinaria (…)”.

Art. 4.3 que dice “Con carácter general se permite la tenencia de animales de compañía en los domicilios particulares siempre que las condiciones de su alojamiento lo permitan y quede garantizada la ausencia de incomodidades o riesgos higiénico-sanitarios para su entorno. No obstante, la autoridad municipal competente podrá limitar la tenencia (…) atendiendo a las circunstancias de alojamiento, la adecuación de las instalaciones, las condiciones higiénico-sanitarias así como por la existencia de situación alguna de peligro o incomodidad (…) para el propio animal”.

Así mismo, la Ordenanza dice en su Art. 36.2 “El Ayuntamiento de Siero podrá confiscar u ordenar el aislamiento de los animales de compañía en caso de malos tratos o tortura, síntomas de agresión física o desnutrición”.

Por todo esto desde Somos Siero se exige al equipo de gobierno que asuma sus responsabilidades, deje de parapetarse tras responsabilizando a técnicos municipales y genere un protocolo de actuación que respete y haga cumplir las ordenanzas municipales.