[X]

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de usuario y ofrecerle los mejores servicios.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.


La Cofradía Nuestra Señora del Buen Suceso espera que el galardón Pueblo de Lugones sea la antesala al reconocimiento de Fiestas de Interés Turístico Regional

Publicado el 13/04/2019
El tapin La Cofradía Nuestra Señora del Buen Suceso espera que el galardón Pueblo de Lugones sea la antesala al reconocimiento de Fiestas de Interés Turístico Regional

La Agrupación folclórica La Sidrina de Lugones entregó el pasado viernes, 12 de abril, el galardón “Pueblo de Lugones” a la Cofradía de Nuestra Señora del Buen Suceso de El Carbayu, que año tras año organiza las fiestas que se celebran el primer fin de semana de agosto.

El jurado que concedió el premio reconoció y valoró los méritos de la Cofradía por preservar y engrandecer un festejo de raíz popular que ha sabido mantener su esencia, trascender su poder de atracción a más allá de la propia localidad Lugones y atesorar una intachable trayectoria de trabajo desinteresado.

La Cofradía Nuestra Señora del Buen Suceso inició su andadura el 22 de agosto de 1926, en una reunión celebrada en El Carbayu en la que se aprobaron su reglamento y se eligió su primera junta directiva. Unas 300 personas se adhirieron a la sociedad cuyo propósito fundacional era organizar unos festejos populares. Desde entonces, las fiestas se han celebrado de manera interrumpida hasta nuestros días, con la única excepción del trienio bélico (1936-1939).

Hay que reseñar la excepcionalidad y singularidad que supone el hecho de que la Cofradía haya estado profundamente ligada desde sus inicios a una saga familiar, la del popular Antón “El Pegu”, fundador de las fiestas. En la actualidad, casi un siglo después ostenta la presidencia uno de sus nietos, Manuel Fernández, popularmente conocido por “Manolito El Pegu”.

Por otra parte, cabe resaltarse que la raigambre de esta romería se mantiene a pesar de las profundas metamorfosis económicas, paisajísticas, sociológicas y demográficas que el pueblo de Lugones ha vivido en el último siglo. Además, unido a la fiesta y como complemento Manolito es el promotor e impulso del Museo de La Romería, donde se puede ver en una maqueta como era las fiestas en 1952 y comparar con la actualidad.

El acto que se celebró en la Casa de Cultura de Lugones a contó con las actuaciones en directo de Dúo Clarín, la cantante de Tonada Asturiana Iratxe Espina y de la Agrupación Folclórica "La Sidrina".

Fue Manolito el encargado de subirse a recoger el premio, aunque fue su hija Maite Fernández la que habló sobre el escenario en nombre de la Cofradía. “Para nosotros es un orgullo recibir este galardón, pues representa reconocimiento al trabajo que realizamos todos los miembros de la Cofradía”, resaltó. Maite recordó que estas fiestas se llevan celebrando desde el año 1925, gracias a la unión de un grupo de vecinos de El Carbayu, que se reunieron para organizar unas fiestas en honor a la Virgen de Nuestra Señora del Buen Suceso y acordaron celebrarlas el primer domingo de agosto.

“Queremos que este premio sirva de recuerdo y agradecimiento a todos aquellos pioneros que iniciaron esta andadura al frente de la Cofradía y que en ningún momento pensaron en la repercusión que la misma tendría hoy. Esperamos que este premio sea la antesala del reconocimiento de fiesta e interés turístico Regional”, concluyó.

Pero fue un acto agridulce, ya que ese mismo día falleció Víctor Olay “Tito”, que fue el primer presidente de La Sidrina. Fue en 1982 cuando con mucha ilusión decidió junto con varios padres formar La Sidrina, en 1984 junto a Julián Flores decidieron entregar el galardón Puente Viejo, que hoy se entrega, pero con el Pueblo de Lugones. Antes de dar comienzo todos los asistentes guardaron un minuto de silencio en su recuerdo