La campaña de seguridad vial dirigida a los jóvenes que alerta del peligro para la conducción del móvil, el alcohol y el cannabis llega a Lugones

El proyecto impulsado por el Gobierno de Asturias y la Dirección Provincial de Tráfico también difunde su mensaje a través de las redes sociales y mediante carteles, vinilos, camisetas y posavasos en locales de ocio

Publicado el 24/08/2017

La campaña de seguridad vial dirigida a jóvenes impulsada este verano por el Gobierno de Asturias y la Dirección Provincial de Tráfico desarrollará actividades a pie de calle durante este fin de semana en Gijón, Lugones y Avilés con el objetivo de incitar a la reflexión sobre los peligros que suponen para la conducción el uso del móvil y el consumo de alcohol o cannabis. Bajo el lema Al volante que no te piquen, se instalarán en las tres localidades puestos con información que ofrecerán mediadores del Consejo de la Juventud. Asimismo, se realizarán controles de alcoholemia y circuitos con unas gafas de realidad virtual que simulan los efectos de una intoxicación etílica y su consiguiente repercusión en la conducción. 

En concreto, las acciones se realizarán mañana en la playa de Poniente de Gijón y en el parque de la Paz de Lugones, mientras que en Avilés discurrirán durante el domingo en la plaza de Santiago López. Está previsto que la iniciativa, que hasta el momento se ha desarrollado en Cangas del Narcea y Llanes, se repita el próximo mes en Oviedo durante las fiestas de San Mateo. 

Las actividades de calle son la principal novedad de una campaña que huye de la mera prohibición. De hecho, son jóvenes quienes trasladan el mensaje que también se está difundiendo a través de las redes sociales y mediante carteles, vinilos y posavasos en locales de ocio, la colocación de mupis en diferentes localidades y el reparto de camisetas y bolsas. 

Este proyecto surge de la necesidad de sensibilizar a la juventud en la conducción responsable para reducir los niveles de siniestralidad y prevenir accidentes. Según las cifras de Tráfico, el alcohol tiene incidencia entre el 30% y el 50% de los siniestros mortales; el 43% de los conductores fallecidos presentaron en las autopsias resultados positivos de drogas, psicofármacos y alcohol en sangre, conjunta o aisladamente, y las distracciones están detrás del 24% de los accidentes y del 35% de las muertes. 

Según reconocen los propios conductores, el 43% de los jóvenes utilizan el WhatsApp al volante.